| | SERVICIOS | PODERES | Facebook Twitter  
Pulso Político
Puyazo
¿No que no
se ajustarían?

Ovacionan en UNAM La
habitación de Carlota

21 de octubre de 2019

La ópera “La habitación de Carlota“, la última emperatriz de México que durante 60 años se encerró en el castillo de Bouchout, fue ovacionada en la UNAM.

Después el sonido de un motor de avión se escucha en la Sala Miguel Covarrubias, la aeronave hace referencia al momento en que el mensajero Carlos Lindbergh cruzó el Atlántico. Enseguida se oyen lamentos que provienen de Carlota (Sarah María Sun) vestida de blanco.

“Yo soy María Carlota Amelia Victoria Clementina Leopoldina, Princesa de la Nada y del Vacío… hoy vino el mensajero a traerme noticias del Imperio, y me dijo que Carlos Lindbergh está cruzando el Atlántico en un pájaro de acero para llevarme de regreso a México”, dice con voz entrecortada la emperatriz, en el lecho de su muerte.

Este diálogo con el que finaliza el libro ‘Noticias del Imperio’, de Fernando del Paso, es el punto de partida de la ópera ‘La habitación de Carlota‘, estreno en México del compositor Arturo Fuentes, en el marco del Festival Vértice. Experimentación y Vanguardia de la UNAM.

El montaje en el que participa Christian Gohmer como director concertador al frente del Ensamble Vértice, agrupación conformada exprofeso para el festival, presenta la inestabilidad emocional de Carlota durante sus años de encierro, pero también sus sentimientos y emociones: tristeza, soledad, dolor y olvido.

A través de la voz e interpretación de la soprano Sarah Maria Sun, la audiencia conoce los momentos de delirio y desesperanza que pasa quien fuera emperatriz, como cuando Carlota comienza a coser y lamenta su soledad, mientras en el fondo aparece en una pantalla su rostro, representando lo que sucede en su mente; o cuando al borde de la locura dice que está embarazada y que va a tener a “un hijo de la mariguana, un hijo del peyote, un hijo de la chingada”.

También Carlota vive momentos en que su narcisismo está a flor de piel y declara que ella es Mamá Carlota –como la llamaban en México– la creadora de la Plata de Taxco, la creadora de México.

Además de la música, la voz de Sarah Maria Aún destaca en la puesta en escena, ya que va desde un canto que llega al lamento, hasta expresar hablando y generar sonidos que a veces parecen provenir de insectos.

Durante todo el montaje existe un ambiente sombrío, profundamente triste, en que Carlota va de un lado a otro de su habitación, se cambia de ropa como si fuera a salir de ésta o simplemente se queda acostada recordando sus días de gloria.

Es así que La habitación de Carlota es una ópera psicológica en la que el espectador se adentra a la locura de la última emperatriz de México. También resulta una propuesta fresca tanto musicalmente como visual, al incorporar un video, que refuerza lo que sucede en la mente del personaje.

El montaje del compositor Arturo Fuentes fue bien recibido por el público que se desbordó en aplausos al finalizar la obra.

Pulso Político On Line/ Con información de La Razón/ Foto: Internet



Copyright Columna Pulso Político
Derechos Reservados, Francisco Cárdenas Cruz. Queda totalmente prohibida la reproducción parcial y total de los contenidos de este sitio sin autorización.